¿Qué es un certificado de penales? ¿Para qué lo necesito?

certificado de penales

El certificado de penales es un documento que mucha gente desconoce. Se trata de un documento que acredita, ante una institución, empresa, u organismo, la carencia o existencia de antecedente penales. Este certificado es necesario tanto para el mismo país de nacionalidad de la persona como para un país extranjero. Además, no sólo pueden solicitarlo las personas físicas, sino también las jurídicas.

¿Para qué es necesario el certificado de penales?

El certificado de penales se requiere para un amplio abanico de trámites. Entre los usos más comunes dentro de España se encuentran la solicitud del permiso de armas o la oposición a cargos públicos, como personal de la Administración de Justicia o Guardia Civil, Policía y Vigilante de Seguridad. Sin embargo, en caso de ser extranjero, deberá presentar dicho documento para solicitar residencia, el visado o incluso, para trabajar o estudiar. Puede pedirlo de forma presencial, por correo o vía internet, cumplimentando un formulario, presentando la acreditación de su identidad y, por último, abonando las tasas.

certificado de penales

Como hemos comentado antes, hay muchas gestiones en el extranjero que necesitan un certificado de penales, y por consiguiente, una traducción. Así, para presentarlo en el extranjero, deberá también legalizar el documento mediante la Legalización única o Apostilla de la Haya. En el caso de que el país no pertenezca al Convenio de la Haya, el documento debe ser legalizado, de igual modo, por vía diplomática. Algunos de los Estados que son un claro ejemplo de países no pertenecientes a dicho Convenio son, entre otros, Senegal, Marruecos, Nigeria o Mauritania.

En ocasiones, este tipo de textos supone un verdadero quebradero de cabeza para el traductor, ya que el documento original contiene numerosos sellos y, en ocasiones, su lectura se vuelve casi imposible. Sin mencionar el hecho de que muchos de ellos suelen estar manuscritos y resultan bastante inentendibles. Por ello, a veces nos vemos obligados a contactar con el cliente para conseguir información sobre alguno de los datos, así garantizamos que la traducción reproduzca lo más fielmente posible el documento original.

Asimismo, en ocasiones muchos clientes acuden a nosotros tras haber solicitado una traducción en su país de origen como, por ejemplo, en Marruecos. Dichas traducciones carecen de validez en nuestro país, por lo que se ven obligados a pagar por una nueva traducción.

En Traductores Oficiales recibimos una gran cantidad de documentos de diferentes países (Senegal, Marruecos, Estados Unidos, Reino Unido, etc.), por lo que estamos acostumbrados a hacer frente a todos aquellos problemas que puedan surgir. Asimismo, nuestro equipo de traductores puede asesorarle sobre qué tipo de documentos necesita para evitarle trámites innecesarios.

Sé el primero en comentar

¡Deja un comentario!