Los traductores e intérpretes en los juzgados de Madrid

interpretación en Madrid

Tras siete años encargada de proporcionar los servicios de traducción e interpretación en los Juzgados de la Comunidad de Madrid, SeproTec ha comunicado que dejará de prestar sus servicios, ya que, en sus propias palabras, las nuevas condiciones impuestas por la administración vulneran “los derechos fundamentales de los traductores e intérpretes que llevan tanto tiempo trabajando”.

De estas nuevas condiciones, que dejan a los traductores e intérpretes en Madrid en un estado de incertidumbre, la que más preocupa al sector es la obligada “bajada de tarifas” que se ha impuesto a la empresa que a partir de marzo de 2014 se hará cargo de proveer dichos servicios. Con estas nuevas tarifas, son muchos quienes temen que los traductores e intérpretes dejarán de estar dados de alta en la Seguridad Social, e incluso hay voces que dan a entender que en los Juzgados de Madrid se traducirá de forma automática mediante dispositivos y programas de traducción asistida por ordenador.

Las consecuencias en los servicios de interpretación para los juzgados de Madrid

Indudablemente, la situación deja a los profesionales del sector entre la espada y la pared, ya que de nuevo, no sólo ellos saldrán perjudicados al verse obligados a bajar sus tarifas, sino que, de no poderse realmente proporcionar un servicio de calidad en los Juzgados, quienes también sufrirán las consecuencias serán los propios ciudadanos.

interpretación en Madrid

Esperemos que los rumores de la introducción de la traducción automática en los Juzgados no queden más que en eso, ya que se hace difícil concebir siquiera la posibilidad de que esto ocurra. ¿Cómo reaccionarían los ciudadanos si tuvieran que comunicarse con un juez o con un funcionario a través de una aplicación que traduzca automáticamente? ¿Imagináis la cantidad de malentendidos y situaciones incómodas que podrán generarse?

La comunicación en los juzgados entre dos partes que no comparten un mismo idioma ya puede llegar a ser increíblemente complicada en muchas situaciones, aún con la presencia de intérprete cualificado encargado de realizar no sólo las labores de interpretación sino también en muchas ocasiones, las funciones de mediador cultural.

El ciudadano el más perjudicado

Toda medida que impida que los traductores e intérpretes profesionales y cualificados desarrollen su labor en las mejores condiciones posibles actúa, indudablemente, en perjuicio de los derechos de los ciudadanos de poder expresarse cómodamente en su propio idioma, lo que conllevará a que, de un modo u otro, se vean mermados sus derechos ante la ley, incumpliéndose así uno de los derechos más básicos recogidos no sólo en numerosas leyes y normativas españolas, sino también en la propia Declaración Universal de los Derechos Humanos;

“Artículo 7: Todos son iguales ante la ley y tienen, sin distinción, derecho a igual protección de la ley. Todos tienen derecho a igual protección contra toda discriminación que infrinja esta Declaración y contra toda provocación a tal discriminación”

Confiamos en que se imponga el sentido común y la administración valore la gran importancia del servicio que prestan los profesionales de la TeI en los procesos judiciales.

Sobre Carolina Balsa Cirrito 157 Artículos

Gerente – Directora. Licenciada en Traducción e Interpretación por la Universidad de Granada.

Sé el primero en comentar

¡Deja un comentario!